Recetas

Mamá que trabaja

Hace varios años te compartí por que me encantaba quedarme en casa. En su momento, cuando mis hijos estaban pequeños lo disfruté mucho. Agradezco poder haberme quedado en casa tanto tiempo cuidando y disfrutando a mis hijos.

Ahora que Samuel cumplió dos años regresé a mi trabajo. Al principio me costó mucho trabajo adaptarme a la vida de mamá trabajadora. El trabajo en casa era el mismo y además estaba 20 horas trabajando en otro lado.

Muchas veces llegue a envidiar a mis amigas que viven cerca de sus familias, como mamá expatriada hay veces que quieres correr y estar sola cinco minutos o necesitas ir al doctor o a una junta sin hijos y es cuando te das cuenta que los amigos se convierten en tu familia.

Agradezco mucho a mis amigas que son mi red de apoyo, ya que sin ellas ya me habría vuelto loca por completo.